A 50 años del Ajusticiamiento de Trujillo, estamos perdiendo perspectiva?

Monumento 30 De Mayo

Hoy celebramos 50 años de eso que aparece en los anales de nuestra historia como el “Ajusticiamiento del Tirano”.  Sí, lea bien: Tirano.  El día en el que se puso fin a una de las dictaduras más sangrientas y largas de Latinoamerica.  Donde muchos dominicanos perdieron a sus familiares, amigos, hijos; donde la libertard de expresión fue socavada, donde cualquier derecho del ciudadano dejó de ser respetado: La Dictadura de Rafael Leonidas Trujillo Molina

 Si nos vamos al significado de estas dos palabras, encontramos que:

 Tiranía:  uso abusivo y cruel del poder político que se ha usurpado.

 Dictadura: forma de gobierno en la que el poder se concentra en torno a la figura de un solo individuo, caracterizada por una ausencia de división de poderes, ejercicio arbitrario del mando en beneficio de la minoría que le apoya, inexistencia de consentimiento por parte de los gobernados y la imposibilidad de que a través de un procedimiento institucionalizado la oposición llegue al poder.

Yo no voy a hacer historia, no voy a contar episodios que ya todos aquellos interesados en no olvidar nuestro pasado, recordamos como la época funesta de nuestra media isla.  Pero me preocupa sobremanera que las nuevas generaciones puedan olvidar o quizás no darle el sentido que de verdad tiene a la llamada “Era de Trujillo”.

Traigo este tema porque esta mañana camino a mi oficina vengo escuchando un programa de radio (sí, de esos que no sirven para nada sólo para aumentar el rating de las emisoras alimentándose del morbo de un sector de la población que los escucha), y me sorprendió escuchar al anfitrión del programa expresarse de una forma ligera sobre lo que fue y significa para nuestra historia como pueblo, la tiranía trujillista.

Los comentarios quizás no estén colocados en el orden correcto y es posible que haya cambiado algunas palabras:

“A través de los años nosotros siempre hemos escuchado solo un lado de la historia, yo creo que debemos escuchar ambos lados, también el lado que defienda a la época trujillista”

Déjame respirar profundo… Es cierto, siempre es bueno escuchar ambos lados de la historia.  De hecho, yo invito a que todo aquel que sienta el deseo de defender su opinión frente a algunas cosas, que se manifieste y lo haga.  Ahora bien, que no lo haga desde la perspectiva individual.  Que no asuma una posición basada en el provecho y/o beneficio sacado de manera personal de un suceso en cuestión.  Que lo haga desde el punto de vista social y humano, basándose en los hechos que hoy conforman la historia, y si  encuentra la forma de hacerlo, yo estaría dispuesta a escucharlo.

“En este país todavía existe el trujillismo. Un artista iba a participar en una actividad de una empresa licorera y otra empresa licorera que no patrocina a este artista le prohibió que participara.  Eso es trujillismo, el trujillismo esta activo todavía”

Me gustaría saber hasta qué curso llego este caballero en la escuela, porque llega un nivel donde a uno le dan Historia Dominicana, la cual es obligatoria en todos los colegios.  Sabe usted el significado de lo que es una “tiranía”, una “dictadura”? (Si no lo sabe remítase al inicio de este escrito y lea).  Cómo carajo puede alguien pararse micrófono en mano a decir esa barbaridad?!?!  Con qué cara usted suelta semejante carga de sica de vaca a unos radioescuchas que quizás no esten muy informados y les suelta ese sentido “ligth” de lo que fue esa época?!?

“Yo espero que un día en este país la gente pueda hacer lo que quiera, que si a usted le gusta coger hombres pueda coger hombres, que usted pueda andar por la calle sin ser juzgado, porque eso es parte del trujillismo”

Si, es cierto que coartar la libertar de expresión es uno de los pilares que forja un regimen totalitario.  Pero amigo no se confunda, los prejuicios sociales han existido siempre, no iniciaron en 1930 (ah, por si no lo sabe en 1930 subió Trujillo al poder).  Esto un problema social no político, conformado por una cantidad de factores que obvio usted no comprende ni entiende, porque de otra forma no se hubiera expresado así.

Esa expresión utilizada “si a usted le gusta coger hombres”, a las 8:00 am en radio nacional entiendo que está fuera de lugar.  Si la gente de Espectáculos Públicos prohibió “La Camisa Negra” de Juanes, entiendo que esta expresión es de mal gusto y por esto deberían sacarlo del aire también.

Pero me voy un poco más alla, esa expresión es una expresión que fue dicha con todo despectivo, denigrando a la comunidad homosexual de una forma descarada, mientras supuestamente “defiende” sus derechos.  La vergüenza ajena que sentí en ese momento, no la puedo explicar.  Desde mi perspectiva si uno está en un medio de comunicación, qué pasó con eso de promulgar y promover la torelancia?

Yo sé que puede parecer que quizás yo tenga algún interés o deseo personal de dañar a esta persona pero no es así, de hecho no conozco su nombre, sólo sé que tiene un programa en la mañana en Ritmo 96, y lo acompañan algunas personas a las que casi no deja hablar y que lo único que hacen es “estar de acuerdo” con lo que dice este señor.  (Si alguien se sabe el nombre que me lo diga, por favor).  No es así, no quiero dañar a nadie, pero sus comentarios hoy por la mañana me hicieron reflexionar sobre la información que les llegará a las futuras generaciones.

Me rehuso totalmente a que aligeremos el sentido de lo que fue la Dictadura de Trujillo, en el momento que empezamos a olvidarnos de nuestra historia estamos condenados a repetirla, y eso es algo que no puede pasar, algo que no debe bajo ninguna circunstancia suceder;  porque quiere decir que todos esos que dieron su vida porque hoy usted pueda pararse en una emisora a hablar vacuencia a boca llena, no valió de nada, y yo sí valoro el sacrificio de muchos y muchas que se fajaron en nombre de los que no tenían pantalones para hacerlo. 

Porque además yo quiero y espero que mis sobrinas que van creciendo ahora lo hagan aborreciendo ese régimen, que sepan de la sangre que se derramo y de los abusos cometidos, de forma franca y verídica sin paños tibios, no comparándolo con un impasse entre dos empresas licoreras de este país y un mambero, pero sobre todo con la firme determinación de que NO fue bueno, que es un capítulo funesto en nuestra historia y que miles de personas murieron porque hoy ellas puedan ser personas libres. 

Cuando se hace uso de un medio de comunicación, es mi entender que debe hacerse con responsabilidad, con la intención de hacer llegar una información veraz, porque se tiene el poder de llegar a miles de personas a las que quizás usted sea su único acceso a la información, y porque como dijo el tío de Spiderman “Con un gran poder viene una gran responsabilidad”

Aprenda, estudie, sea asertivo y coherente, que no todo en la vida es beber romo y hacer chercha con un grupo de lambones que hicieron que usted se sintiera “celebrity”.

Muestre un poco de respeto coño.

 

 

(Aclaración, este post va escrito mientras trato de calmar mi enojo, pero muy probablemente el lector note que no he podido hacerlo, así que si no fui objetiva, no me disculpe)

Anuncios

3 comentarios en “A 50 años del Ajusticiamiento de Trujillo, estamos perdiendo perspectiva?

  1. Contundente opinión, Dora. La endoso totalmente.

    Yo me debatía entre hablar del cincuentenario en mi limonada, pero al final preferí callarme. Trujillo es un tema que conozco mucho más de lo que podría explicar, debido a que laboré con Bernardo Vega, un asiduo historiador del trujillismo. El tema es grotesco, para decir lo menos, y quienes hablan con ligereza de que Trujillo debería volver, no son menos que imbéciles desconocedores de lo que es vivir sin libertades, en miedo permanente.

    A Trujillo le hicieron un favor hace 50 años. Fue una muerte ligera la suya. Una muerte que no merecía, no porque debiera haberse respetado su vida, sino porque lo mataron demasiado pendejamente. Ojalá hubiera sido sometido a una de las torturas de la 40, o a violaciones y vejaciones como pasaban los presos políticos. Matarlo así, fue un favor.

    Maldito sea Trujillo, y malditos todos los que quieren algo así en este país. Ah, y malditos los que disfrazan la “democracia” dominicana cuando a veces no parece más que un régimen dictatorial. ¡Azarosos, carajo!

  2. Estoy totalmente de acuerdo con todo lo que dices y he cogido una cuerda que no te imaginas!! es que por eso no escucho los programas de radio de este país, son pocos los que gozan de mi atención, tenemos una cantidad de “víveres” trabajando en los medios de comunicación, personas mal educadas, sin conocimientos de causa!!! …
    En serio el 4% se necesita para todos comenzando por algunos “comunicadores”…
    Pero querida amiga, estamos condenados a repetir nuestra historia, porque es que los que la conocemos y recordamos somos pocos, y los respetuosos a los bienes y a la democracia somos menos aun, pero tengamos fe, ya que como tú, Darío y yo (por lo menos) trataremos de educar a nuestros hijos, sobrinos, allegados, sobre este tema del Trujillismo, y que existe un grupo de jóvenes que han surgido como defensores de nuestra patria y esos “cojonudos” que murieron en aquella época de tiranía dejaron sus huellas en ellos y se han armado algunos con “bolas de hierro” … estoy de acuerdo con Darío de que nos quieren poner velos y vendernos una democracia en este país, y no es así, pero que no se duerman en sus laureles que NO NOS QUEDAMOS CALLADOS y si hay que JODERSE para que nuestros hijos vivan libres pues NOS JODEMOS!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s